photo RSMAtnWebAdRed13.jpg

Importante dramaturgo visita la Biblioteca

Por Jesús Aguado

El mexicano Mario Ficachi—actor, director, promotor, dramaturgo—visitó San Miguel de Allende, y donó su libro Evocaciones, obras, ensayos a la Biblioteca, pues es su interés que locales y visitantes puedan consultarlo, leerlo, y emocionarse con el tema del teatro. Tuvimos una interesante conversación con él, en la que nos habló sobre su carrera y sobre el libro que, pronto, junto al director y dramaturgo, Pedro Allende, presentará en el Teatro Santa Ana.

Ficachi, aunque trabajó para el Colegio de Ciencias y Humanidades de la UNAM, dejó su carrera universitaria cuando se dio cuenta que su pasión y su vida se veía en el arte dramático, así un día se adhirió a grupos de actores como el de la Casa del Lago de la UNAM, o al grupo Galpón, entre otros.

Pero también, después de casi 47 años actuando, decidió que era tiempo de alejarse de la actuación, “porque la memoria comienza a fallar”, y recolectar esas experiencias de su niñez y juventud temprana (con el mundo dramático) para plasmarlas con letra.

Así es como emergió Teatro, Caos y ley, un texto que contiene dramas cortos como Calabaza en tacha. Emocionado, Ficachi comenta que con esa obra participó en un concurso en Alemania, y ganó una mención honorífica, uno de los mejores premios. Según el dramaturgo, no ganó el primer lugar porque “tacha,” es intraducible al alemán, más tarde, el escritor mexicano, Juan Villoro, quien había sido parte del jurado, le comentó que debido a eso, el primer lugar se le había esfumado.

El drama, mencionó el escritor, cuenta la historia de un periodista, que fue asesinado por denunciar el robo de urnas electorales. Así, en Día de Muertos, sus padres lo visitan en la tumba, la arreglan con los elementos clásicos, y le llevan el alimento que más le gustaba: la calabaza en tacha. El radiodrama incluso fue producido en Paris y en él participó el actor Roberto Sosa; así como en Berlín, a cargo de un grupo teatral peruano.

Sobre la parte de los ensayos, el dramaturgo dijo que el libro contiene dos de estos textos, uno ganó el tercer lugar en el primer concurso de ensayos del Centro de Investigación Teatral Rodolfo Usigli. En uno de los ensayos, Ficachi realizó investigación sobre los reglamentos que regían el teatro en 1700. Entre las reglas, se prohibía a los actores salir y pedir limosna, y es que “eso hacían cuando terminaba la puesta en escena”, comenta el entrevistado. Por otro lado, quienes vistieran sombreros en la audiencia debían quitárselos durante la obra “para que los de atrás pudieran ver”. Se pedía que no lanzaran guayabas o jitomates a los actores, entre otras “joyas” que Ficachi encontró durante su investigación. Para conocer más sobre el teatro y Mario Ficachi, no olvide consultar Evocaciones, Obras, Ensayos en la Biblioteca.

 

¿Qué es la calabaza en tacha? Probablemente los alemanes nunca lo sabrán, lo que sí es que Calabaza en tacha, un radio drama le valió a Mario Ficachi una mención honorífica en un concurso en el que participaron 400 dramaturgos en Alemania.

La calabaza en tacha es un dulce prehispánico que hasta la fecha es consumido y puesto en los altares de Día de Muertos. Es preparado con calabaza de castilla y piloncillo. Se le llama así porque el piloncillo se vertía en un recipiente llamado “tacha” para confitar la calabaza.

 

Comments are closed

 photo RSMAtnWebAdRed13.jpg
 photo RSMAtnWebAdRed13.jpg

Photo Gallery

 photo RSMAtnWebAdRed13.jpg
Log in | Designed by Gabfire themes All original content on these pages is fingerprinted and certified by Digiprove