photo RSMAtnWebAdRed13.jpg

Movilización por lluvias

Vista desde Colonia Azteca

Comerciantes dejando Plaza Guadalupe

Construcción Aqua

Muro para evitar inundación en Cuevitas

Por Jesús Aguado

Fuertes lluvias se registraron en San Miguel de Allende del 22 al 27 de septiembre, causando escurrimientos que llevaron a suspender clases, desalojar a comerciantes y a unir a los vecinos.

La corriente en arroyo del Obraje y Cachinches, comenzó a elevarse el 26 de septiembre—por la mañana—y las autoridades indicaron que el aumento era normal. Al siguiente día, el nivel del agua creció, y entonces a las 6am el alcalde Ricardo Villarreal avisó que se suspenderían clases en diversas escuelas en la ribera del arroyo.

Al mismo tiempo, se pidió a los comerciantes de Plaza Parián y Mercado Guadalupe que desalojaran; acorde al director de Protección Civil, Alan Álvarez Flores, para prevenir cualquier pérdida humana o material, pero recalcó que el agua no representaba un peligro. Así los alumnos que llegaron a escuelas como María del Refugio Aguilar o CEESA, regresaron a su casa, en Vasconcelos ningún alumno llegó.

Los comerciantes, de plaza Guadalupe y Parián, alrededor de las 7am comenzaron a extraer su mercancía para evitar alguna pérdida, e indicaron que desde las 6am se les avisó para que tomaran precauciones.

En Prolongación de Umarán, la corriente arrastró la mitad de la calle y una construcción fue impactada—se dijo que invade terrenos federales. Corporaciones de emergencia y voluntarios, se unieron para crear un muro con costales llenos de arena en prolongación de Umarán y evitar así que la calle siguiera desapareciendo.

Parte de la construcción del hotel Aqua también fue invadida por la corriente, como sucediera el 3 de octubre de 1998 cuando los cuerpos de seguridad comenzaron a alertar a la población que habitaba la ribera del arroyo para que desalojara el área. Miles de metros cúbicos de agua bajaban despiadados arrastrando a su paso “lo que encontraban”; se había “reventado” el bordo artesanal de la comunidad de Támbula.

Era el día en que se festejaba la fiesta al patrono de la ciudad, San Miguel Arcángel. El responsable de la Protección Civil aquel año, Samuel Mercadillo, según registros de Atención; reportó que hubo 12 heridos—dos de ellos con quemaduras por cables de alta tensión. La Cruz Roja reportó a un hombre muerto, y otra mujer de la comunidad de San Miguel Viejo fue arrastrada cuando intentaba sacar una estufa de la corriente (lea la nota completa en nuestra siguiente edición).

 

 

Comments are closed

 photo RSMAtnWebAdRed13.jpg

Photo Gallery

Log in | Designed by Gabfire themes All original content on these pages is fingerprinted and certified by Digiprove