Kids First, cambiará vidas por siempre

Mariza Menzioo

Mariza Menzio

Dr. Roberto Maxwell y Billy Andrews

Dr. Billy Andrews

Ana, mamá de Emily y Lisette Romo

Por Jesús Aguado

León, Querétaro, Michoacán e incluso San Luis de la Paz, han querido arrebatar a San Miguel la jornada de cirugías pediátricas que cada año, trae para San Miguel y la región el Dr. Billy Andrews y Kids First.

El Dr. Roberto Maxwell, es el responsable de que anualmente un ejército de cirujanos, anestesiólogos, enfermeras y voluntarios, mejoren la vida de cientos de menores de 18 años; infantes de bajos recursos, quienes pagan “con una sonrisa”.

Este año, del 20 al 27 de mayo, el equipo de Kids First, estuvo en San Miguel para hacer 120 cirugías a 59 niños. Roberto Maxwell dijo para Atención que se revisó a 249 infantes de Guanajuato y otros estados; y de ellos, se eligió los 59 a quienes, en algunas ocasiones se le tuvo que realizar cirugías múltiples. También, comentó Maxwell que por primera vez en 14 años, el Patronato Proniños se unió a la jornada; de esa organización, 28 pacientes recibieron consulta y 14 fueron beneficiados.

Emily, un caso particular

Emily es una niña de tres años. Nació diferente, desde su llegada  presentó mielomeningocele—un tipo de espina bífida que se caracteriza porque la columna vertebral no cierra con el conducto raquídeo antes del nacimiento. La malformación, impide que Emily camine, además le impacta generando problemas urinales e intestinales. En adición, presenta hidrocefalia. Uno de sus pequeños pies crecía más que el otro y no estaban derechos.

Lisette Romo—altruista—habló con Atención sobre este caso. Comentó que en 2016 leyó en redes sociales (San Miguel de Allende sin Censura) que se solicitaba ayuda con pañales y efectivo para poder pagar una cirugía para que Emily pudiera caminar. Luego, otro de sus amigos, Pavel Hernández, regalaría una moto a un caso específico para que fuera rifada y así se pudieran obtener los recursos para una causa social. Romo pidió a Hernández que se regalara la moto para apoyar a Emily, y la ciudadanía coincidió con el caso.

Más tarde, Naomy Lawler—sanmiguelense—ligó a Lisette Romo con Billy Andrews, el hombre encargado de dirigir la jornada de cirugías pediátricas. Lissette conectó los puntos, logró que Andrews se interesara en el caso de Emily y finalmente recibió una cirugía de pies (gratuita). Andrews prefirió que el próximo año se realice la cirugía de cadera para la paciente que, seguro podrá caminar.

Romo indicó que la rifa de la motocicleta se hará pronto y por ahora, lo recaudado será utilizado en la rehabilitación de la niña. “Mi esencia es ayudar, y me he dado cuenta a lo largo de mi vida que si como sociedad nos unimos, podemos lograr grandes proyectos” finalizó.

Caso como el de Emily se repiten a lo largo y ancho de la ciudad, el estado y la región; y se pueden escuchar y ver en los pasillos del hospital general, en donde las mamás, papás o hermanos esperan para que sus pequeños pacientes puedan recibir un milagro de los sanadores.

El equipo

Este año el equipo compuesto por 32 personas—cirujanos, anestesiólogos y enfermeras—trabajó en el Hospital General durante sus vacaciones, realizando operaciones de pies, dedos, antebrazo, brazo, hombro, cadera, rodilla, tibia, peroné, tobillo y dedos del pie a niños menores de 18 años, que vinieron a San Miguel de todo el estado de Guanajuato. La remuneración a la labor altruista de los médicos  fueron las muestras de cariño que los niños recuperados mostraron al equipo de Kids First.

 

Previamente, para Atención, Billy Andrews comentó que el esquipo está integrado por más de 30 personas provenientes de 15 estados del país del norte y precisó que año con año crece el número de participantes.

El doctor también comentó que se siente muy contento en San Miguel porque la gente es muy amigable y remarcó que se sienten muy seguros. “México es como cualquier otro país”, al referirse a las cuestiones de seguridad.

Los médicos, aunque se ven sólo una vez al año, tienen una tarea sencilla pues  la mayoría ha trabajado en el proyecto desde el inicio. El equipo se reúne con el único objetivo de cuidar a los niños. Para Andrews todas las historias son de éxito, debido a que anualmente recibe cartas, correos e incluso visitas de pacientes, que se han recuperado gracias a una cirugía. El doctor finalizó diciendo que espera trabajar “hasta que se retire” en San Miguel y no tener que migrar la misión a otro país.

Organización con historia y experiencia

El doctor Billy Andrews y Gregory Menzio trabajaron por varios años en Healing The Children, realizando cirugías a niños en países como Guatemala, República Dominicana, Brasil y Colombia. Años después, debido a que tenían su propio equipo quirúrgico, se independizaron para formar Kids First, una asociación sin fines de lucro.

Al principio trabajaron en República Dominicana, donde el apoyo era incondicional, de acuerdo con el Dr. Andrews, pero el lugar se volvió muy peligroso y por eso buscaron otros lugares  que fueran similares a Colombia o Dominicana. Fue entonces que realizó un viaje a San Miguel de Allende, donde conoció a la señora Lucha Maxwell del entonces Centro de Crecimiento, y al Dr. Roberto Maxwell, entre otros. Andrews visitó la ciudad cuatro ocasiones más y se dio cuenta que San Miguel era el lugar que estaban buscando para realizar su trabajo.

La ciudad se apropió de la misión, pues inmediatamente ofrecieron apoyo de traducción, transporte, hospedaje, alimentación y más. Por eso decidieron quedarse desde  2004. Además por la cercanía entre San Miguel y Tennessee, el envío del equipo quirúrgico a la ciudad es menos oneroso.

 

Comments are closed

 photo RSMAtnWebAdRed13.jpg

Photo Gallery

Log in | Designed by Gabfire themes All original content on these pages is fingerprinted and certified by Digiprove