El vino en México

Por Sandra Ríos

Ya que pronto se celebrarán las vendimias en San Miguel de Allende y sus alrededores, y la cata de vinos estará a la orden del día en estas festividades, les compartimos los tres pasos que se deben realizar para conocer mejor la etiqueta a probar. A grandes rasgos, el primero paso es observar el vino, ver su estructura, color. Lo siguiente, llamado “nariz”, consiste en olerlo y descubrir los aromas que encierra. Después se recomienda mover la copa de manera circular para que el líquido se agite. A este paso se le conoce como “segunda nariz”, donde se descubrirán nuevas esencias. Por último, es probarlo. En la boca habrá varios elementos como los sabores, acidéz, entre otros. Y para completar más información, entrevistamos a Araél Gómez Tello, un experto sommelier asentado recientemente en esta ciudad, para que nos platicara acerca del vino que se produce en México.

Sandra Ríos: ¿Cómo empezó la cultura del vino?

Araél Gómez: El vino ha ido desarrollándose y fusionándose con todos los mestizajes que ha habido en la humanidad, siendo algo que se descubre en Asia Menor y que llega a Europa desde hace varios miles de años y que los romanos se encargan de diseminar por todo el Continente Europeo. La iglesia católica lo mantiene durante toda la Edad Media y después, con el Renacimiento la gastronomía y el vino tienen un auge bastante grande, tan es así que muchas familias del Renacimiento a el día de hoy siguen haciendo vino y son los grandes productores a nivel mundial, con mayor reconocimiento, tradición y jerarquía en el mundo vitivinícola.

SR: El vino llega a México de mano de los españoles, pero ¿Cómo fue que se empezó a producirse en nuestro país?

AG: Se da con las Misiones por parte de la iglesia y por algunos españoles que cultivaron la vid, ya que era parte de su dieta. Ellos plantaban sus uvas y hacían su propio vino. Empezaron a plantar la vid en México, alrededor del Castillo de Chapultepec y en la zona del altiplano y a hacer viñedos como proyecto de la corona española, pero como bajó la venta de vino en España por la cantidad de españoles que emigró a La Nueva España y que producían su propio vino aquí, el rey Felipe II, dio el mandato para que no se produjera vino en la Nueva España y que se exportara el vino para los colonizadores. Así que se detuvo la producción vitivinícola hasta la mitad del siglo XX, cuando se empiezan producir brandy y aguardientes.

SR: Ahora hay más cultura del vino en México, se consume más y se están creando más industrias vitivinícolas

AG: El vino siempre se ha desarrollando al mismo tiempo que la gastronomía. Hace 20 años el sector de los restaurantes en México era privativo de algunos sectores sociales. El fenómeno de la gastronomía como un movimiento cultural se ha generado en los últimos 10 años en México los restaurantes ahora compiten por tener una mejor selección de vinos y con esto se va creando un comensal más informado, exigente e interesado que abre la puerta para que se cree esta industria del vino.

SR: ¿Qué tipo de vino podemos encontrar en México?

AG: Ensenada es la región que produce los vinos de mejor calidad en México debido que posee las condiciones de clima Mediterráneo y ahí encuentras vino Cabernet Sauvignon, Merlot, Tempranillo o Zinfandel. El Nebbiolo y Barbera son vinos muy particulares producidos en Baja California Norte. En Coahuila producen un muy buen Syrah, Cabernet Sauvignon, Merlot y Chardonnay.

SR: ¿Que opinas de los viñedos de San Miguel?

AG: Me encanta, porque le da una vida diferente a San Miguel turísticamente hablando, son vinícolas jóvenes que apenas están empezando y que va a tomar un tiempo en que estas vinícolas tomen la personalidad que ellos quieren imprimirle a sus vinos.

 

Comments are closed

 photo RSMAtnWebAdRed13.jpg

 photo RSMAtnWebAdRed13.jpg

Photo Gallery

Log in | Designed by Gabfire themes All original content on these pages is fingerprinted and certified by Digiprove